El #Delincuente de Cuello Blanco y su relación con la #Psicopatía.


La imagen puede contener: 1 persona

DELINCUENTE DE CUELLO BLANCO Y SU RELACIÓN CON LA PSICOPATÍA

Criminología y Criminalística
Dra. Lilia Romero
Psiquiatra Forense (México)

El término de delito de cuello blanco lo introdujo Edwin H. Sutherland en su discurso de toma de posesión ante la Asociación Americana de Sociología en diciembre de 1939. Posteriormente en 1949 publica su monografía “White Collar Crime” (delito de cuello blanco). Sutherland refirió que este delito era cometido por personas con elevado estatus socioeconómico y/o político. Hay autores que consideran que el delito de cuello blanco engloba únicamente los delitos económicos, mientras que otros lo amplían también a los delitos ecológicos, corporativos, contra la salud, seguridad, etc.

El concepto de delito de cuello blanco abarca muchos tipos de actividades delictivas, malversación de fondos, fraudes fiscales, fraudes a seguros, competencia desleal, fraudes inmobiliarios, fabricación y venta de productos peligrosos y/o nocivos para la salud, contaminación ambiental, corrupción, blanqueo de capitales. El FBI define delito de cuello blanco como lo siguiente “son todos aquellos actos que violan la confianza y que sin aplicación de la violencia, los individuo u organizaciones cometen para obtener dinero, propiedades, servicios, seguridad personal o ventaja comercial, evitando el pago o la pérdida de dinero”.

Con respecto al tema de Psicopatía, es mucho más llamativo y divulgado el hecho de que los psicópatas sólo llegan a ser grandes delincuentes violentos (homicidio- agresores sexuales) pero los conocedores acerca del tema afirman que esto es falso. La prevalencia de psicopatía en población abierta es del 1% y se ha demostrado que en población perteneciente a algún grupo de poder (ejecutivo, político, religioso incluso) esa prevalencia es mayor, de hasta el 5%. Por lo que es más fácil encontrar un sujeto psicópata en un medio empresarial.

La psicopatía es entendida como la expresión más intensa o de mayor gravedad del trastorno antisocial de la personalidad, con lo cual muestran violación y desprecio a los derechos de los demás, son manipuladores, mentirosos, seductores, encantadores de forma superficial, no sienten culpa ni remordimiento, son egocéntricos, les gustan los retos y actividades que les generen adrenalina, necesidad por el liderazgo, entre otras características que enlista Robert Hare en sus investigaciones acerca del tema. Ciertamente se ha investigado la psicopatía en medios penitenciarios pero desde la década de los 90 ha sido relevante realizar investigación también en población no penitenciaria perteneciente a grupos de poder. Por lo que varios investigadores (Robert Hare y Babiak, principalmente) refieren las características que en mayor medida se encuentran en los psicópatas integrados que cometen delitos de cuello blanco:

1.Materialismo. Sólo le da valor a los bienes materiales, nunca es suficiente. Entre más tenga más es el deseo de obtener más.
2.Egocentrismo. Pueden trabajar en conjunto con otras personas, pero sólo ven por el bien propio, no por el de los demás. Utilizan a los demás para obtener lo que ellos quieren. Cosifican a las personas (las ven como cosas no como personas)
3.Necesidad de experimentar. Experimentar situaciones que generen un peligro (incremento de la adrenalina y hay gusto por ello). Además que dicha peligrosidad puede violar límites éticos.
4.Hipocrecía. Son encantadores (caen bien de inicio) y son muy manipuladores. Pueden obtener lo que ellos desean y cuando alguien “ya no le sirve” simplemente lo “deshecha”.
5.Sin remordimiento. Falta de conciencia de culpabilidad. Por lo que su reincidencia en este tipo de conductas antisociales es muy alta.

Como dato importante para criminología y para el derecho penal, el sujeto psicópata que comete un delito de cuello blanco es considerado como imputable (posee intacta la capacidad de querer y entender). La psicopatía no es considerada como un trastorno mental, sino como parte de un trastorno de personalidad. Debe ser diagnosticada por PSICOLOGOS O PSIQUIATRAS FORENSES ESPECIALISTAS EN CONDUCTA CRIMINAL.

Fuente: Criminología y Criminalística 

Saludos

Mario Meneses

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s